Acreditación Escolar

El jueves pasado, Seba (aunque se llama Jaime a él le gusta que le digan Seba) salvó la prueba de Acreditación Escolar, dice que la prueba fue larga pero que no le resultó difícil porque había estudiado bastante.

El Programa Acreditación Escolar surge en 2009 como una acción coordinada entre ANEP (Programa de Jóvenes y Adultos del CODICEN) y el MIDES (Dirección Nacional Infamilia), con el objetivo de construir un dispositivo que facilite la culminación del ciclo primario escolar a adolescentes de entre 13 y 17 años, favoreciendo la continuidad del ciclo educativo mediante la integración a la educación media.

El Abrojo ejecuta el programa (al igual que otras Organizaciones de la Sociedad Civil) aportando el espacio -Casa Abierta- y los educadores -Silvana y Gastón-. Esta iniciativa intenta ser una malla de protección para aquellos jóvenes que han desertado del sistema educativo formal de primaria.

El jueves pasado le tocó Jorge, Natalia y Seba dar la prueba, los tres la salvaron y piensan seguir estudiando. Seba, que tiene 15 años, planea ir al liceo nº75 -extra edad- y así poder comenzar una nueva etapa. Dejó la escuela en 2012, en quinto año, había intentado empezar la acreditación anteriormente pero según él no se llevaba bien con sus compañeros y abandonó.

Luego comenzó en Casa Abierta y le gustó el grupo, se lleva bien con todos, Silvana -la maestra- dice que es muy inteligente “aunque un poco revoltoso”. A Seba le gusta mucho la matemática (ayuda a una de sus hermanas que está en tercero del liceo a hacer los deberes de esta materia), la física, química y biología, le aburre idioma español y no le gusta nada inglés pero sabe que cuando empiece el liceo va a tener que poner mucho esfuerzo con todas las asignaturas.

Seba vive con su hermana mayor y el jueves 28 de mayo, cuando Seba salvó la prueba salieron a festejar. Ayer, martes 2 de junio el festejo fue en Casa Abierta con sus compañeros. Zully hizo una torta riquísima, y los educadores le regalaron una taza con una foto y el tan esperado Diploma.

Empieza una nueva etapa para Seba en muchos aspectos, fue un placer acompañarlo en este proceso y esperamos que siga con todas las ganas en este camino. Citamos sus propias palabras “Terminar la escuela es lo primero que uno que tiene que hacer para poder seguir. Cuanto más estudias más posibilidades tenés de trabajar, te hace bien.”